Yo de blanco. Carmen Halffter
2 Comments

Pintando tejidos

Vestido de fiesta pintado a mano

Mi relación con la pintura y antes todavía con el dibujo inicia el día que pude coger un lápiz por primera vez. Conservo en casa dibujos de pequeño en los que se aprecia que apenas escribía con soltura mi nombre y sin embargo ya se ve que hay trazo, que hay línea y dibujo definidos. Inmediatamente incorporé el color, y mi mayor tesoro desde entonces, mudanza tras mudanza, es mi primera caja de acuarelas.

Quizá por esa habilidad innata para pintar y dibujar es por lo que le quito importancia a lo que hago con las telas. Simplemente traslado al tejido lo que mi mano ya hace instintivamente sobre el lienzo. Porque, efectivamente, como no podía ser de otra forma, mi afición por pintar la he recuperado en mi madurez.

Para pintar sobre tejidos escojo los materiales adecuados para pintar tejidos, selecciono las telas que aceptan la pintura en la manera que espero según sus texturas, estudio el vestido en proyecto, y defino el espacio que hay que pintar. Si no se estudia correctamente, raramente el trabajo saldrá como se desea por simple intuición. Además, considero siempre el criterio de la persona que vestirá el traje, así como, en este caso, por supuesto, la opinión de la propia Carmen.

Lo primero que realizo es una pequeña muestra. Dos o tres variaciones de un mismo tema suelen ser suficientes. Mostrar, por ejemplo cinco tipos de flores, o de hojas, acaba generando más dudas, y se trata de inspirar a la cliente, sin agobiar con exceso de propuestas.

A continuación se confecciona el vestido. Mis compañeras modistas me dejarán las costuras abiertas y el forro separado para que yo pueda trabajar.

Y por último, a pintar con decisión. En la mesa de trabajo, siempre, un plástico grande para no manchar, un secador de pelo para ayudar en el secado, los pinceles, y un poquito de serenidad para que la mente vuele.

Yo pinto como pinto. Que no es una obviedad. No pinto como si diseñase una plantilla para un encaje, o como si dibujase un tema para un bordado. Eso son cosas distintas. La pintura vale lo que tiene del autor: su pincelada, su mancha, su gesto, su carácter. Y eso es lo que aporta valor a la prenda y lo que valora la cliente. Que su vestido es único, irrepetible, exclusivo, artesanal y a medida. Todo en uno.

Si se encuentra en su fiesta con otro igual, le devolvemos el dinero.



 

About the author:
Has 31 Articles
Juan Pablo Heredia Cruces

Su formación universitaria y su amplia experiencia laboral en el mundo jurídico conforman una mentalidad ordenada y metódica, que ha sabido combinar con su pasión de toda la vida: la moda de mujer. Creativo, sensible y atento desde siempre a todas las expresiones artísticas, practica la música y la pintura habitualmente. Observador e inquieto por aprender, su día a día es la mezcla perfecta entre la organización, la atención a las clientas y el dibujo de figurines.

2 COMMENTS
  1. Isabel

    Eres todo un GENIO Juan Pablo,besotes

    1. jotapehc

      Muchas gracias Isabel, me alegro de que te guste el artículo. Sabes que eres responsable directa del primer empujón. Así que, sirva de homenaje para ti. Un beso grande.

Deja un comentario

RELATED ARTICLES
Suscríbite al Blog vía Email

Escribe tu dirección de mail para suscribirte a nuestro blog.

Contacto

C/ Ruiz de Alarcón, 14 1º derecha
28014 - Madrid
novias@carmenhalffter.com
+34 915 768 364

Back to Top